La prueba, testigo de la evolución

Posted on octubre 7, 2016. Filed under: Actualidad | Etiquetas: , , , , |

tesla

La conectividad total se ha fijado en los coches como una fuente de negocio en la medición de uso, incidencias, resultados y formas de utilización del mismo por parte de los usuarios

La prueba, testigo de la evolución

Los recientes casos de accidente de vehículos sin conductor han dejado una mala imagen a la idea de desentenderse de la manera que estamos acostumbrado a utilizar el coche en los desplazamientos. Entre otras cosas, también nos detenemos en la recarga de los nuevos modelos, su precio y futuro, que viene determinado por la conectividad total y ser una fuente de ingresos de una economía que se ha asentado en el Internet de las Cosas (IoT), que es el ecosistema por el que todos los datos son válidos o susceptibles de ser medidos. Tesla, como es habitual, es una empresa estadounidense que se ha sujetado en el modelo de innovación, productividad y búsqueda de soluciones en un entorno cambiante, que predica con “ofrecer soluciones reales” a la sociedad, público y compañías, por medio de nuevos incentivos en el transporte terrestre y otros proyectos que hablan de habitabilidad de otros planetas. En esa realidad, en el corte estadístico, vamos a una aceleración de la predicción por medio del análisis continuo de las grandes cantidades de datos. Gartner ha informado que en el 2020 se venderán más de 61 millones de coches con acceso a la red, lo que lleva a una conducción asistida, controlada y la posibilidad de administrar el medio para ver cualquier tipo de información en pantallas. La introducción de la Tablet como centro de acceso a cualquier servicio ha llevado a la posibilidad de medir el problema, su incidencia y lograr centrar la información de cualquier modelo de “puertas adentro” y en los servidores de la empresa, que acceden gracias a las revisiones que hacemos de forma periódica. Otro tema es que dentro de poco los vehículos estarán condicionados en su mantenimiento y revisiones por muy pocos detalles, incluso a la hora de arreglarlos.

Los acuerdos en materia de software y hardware se suceden y buscan, aunque no te lo digan, vivir y perdurar en el modelo de negocio por lo que les damos (clientes). Es decir, en el entorno actual, la consultoría de cómo tengo que evolucionar pasa por la información que recogen los analistas y profesionales que tienen que entender cómo poder ofrecer soluciones a la demanda de los usuarios. La conectividad total se produce desde un HotSpot, una tarifa contratada, la actual con la operadora (voz y datos) y las mejoras de una red que desea ampliar la cobertura, a pesar de que la información del viaje quede en el navegador del coche, así como en el ordenador que destaca las horas, itinerario, usabilidad de los neumáticos, consumos y otros indicadores que han logrado centrar la atención del conductor, taller y servicio postventa.

Las tabletas actuales han integrado un software que ha ayudado a comprender el itinerario, viaje y al propio vehículo en función del uso que ha realizado el propietario, conductor o persona que lo ha comprado con posterioridad (particular y empresa). Ahora, una de las batallas, es ver cómo poder incorporar con el respeto de las normas vigentes de circulación de una serie de accesos que quedarán en la memoria del dispositivo empleado en el utilitario. De esta manera, se podrán saber muchas cosas y medir una serie de posibilidades, para hacer crecer la seguridad o el reporte de información en una incidencia de tráfico. Sólo es un paso más en el ajuste e integración de la tecnología en un ecosistema nuevo de servicios, donde pasa todo por el Smartphone y la posibilidad de no salir fuera de ruta.

La privacidad de los datos

Y llegó el tema. Como ocurrió con las redes sociales, las empresas han visto el valor en los coches conectados:

  • Reportes de viajes: kilómetros, paradas, desgaste de piezas, neumáticos, informe a la finalización del viaje y posibles recomendaciones en función del itinerario que hemos hecho o vamos a hacer. El usuario lo verá como una ayuda, para la empresa será una oportunidad de saber y para otros colectivos estamos ante una intromisión que analiza el “pago por uso” y cruce de datos, que lleva a las tendencias y modas, o bien, conocer más de la persona. En el futuro los coches serán reseteados en su totalidad debido a la dependencia de la conectividad total. El propietario es residual, es decir, que miramos a un colectivo que busca no la belleza y pasión por la conducción, sino un medio práctico para llegar a otro sitio, entre otras funciones.
  • Memoria interna y externa. El histórico de golpes, incidencias y otras variables llevan al seguro y fabricante a “enganchar” a los usuarios, siempre y cuando se informe de la política de privacidad que se puede hacer a la hora de conectar los datos de una manera segura y que no vaya en contra de determinados colectivos o personas. Un coche conlleva gastos de mantenimiento, seguro, parking, limpieza, revisiones, cambios de piezas y la seguridad de respetar las reglas en materia de conducción, que cada se ajustan más a las normativas europeas, las cuales llegarán a todos los sectores y actividades profesionales.

Las redes sociales cambian la política, pero también su hoja de estilo, cómo accedemos la información y la dependencia de un modelo que no es tangible, y que cada vez es mayor de cara a los usuarios, que pasan horas y horas realizando estrategias, mandando mensajes o intercambiando información. Estamos ante un “descentralización de las cosas” que pasa por un sistema virtual, como se ha visto en los últimos años hasta en las relaciones sociales, donde predomina el Smartphone en las manos como elementos de distracción o en las empresas como instrumento de doble filo, para lo bueno y lo malo.

Redundancia de las comunicaciones

Programas, informes y sistemas en tiempo real acompañan a las empresas en la dirección de procesos, distribución de tareas y almacenamiento de lo que hacemos, pero la jugada es que la comunicación se reitera y las cosas no se acaban, sobre todo en muchas de las empresas del sector privado, donde se ha producido un abaratamiento de algunos aspectos:

-Formación a los trabajadores.

-Consultoría de integración de soluciones.

-Trabajar sobre plataformas en la nube que permitan el desarrollo de las funciones.

-Experiencia en el tratamiento de los datos y cómo medir lo que hacemos.

Los planes de formación en lo privada llevan a recibir una metodología concreta para integrar algunos detalles, pero no son cursos de 500 horas sobre cómo funcionar en Microsoft Excel. Y en el caso de lo público, las corporaciones desean emplear la formación para obtener una solución real a un problema de gestión o solicitar otras comparativas de producto, cuando la naturaleza del programa formativo va por otro lado. La idea es empezar con una cosa y acabar con ella. Pero la pregunta es: ¿Cuánto vale a día de hoy? Es como una subasta en donde muchas acciones se han devaluado y no han vuelto a tener el precio de origen de antes del inicio de la crisis, o bien, se ha disminuido y ya no es una forma de vida como se esperaba. En la búsqueda de una relación, el uso del vehículo será un cambio para determinados departamentos que se verán trabajando “in house” debido al cambio de los itinerarios y a las autovías reales de comunicación que se hacen por medio de las videollamadas y la firma de documentos en tiempo real gracias a Webex u otros sistemas.

Jorge Hierro Álvarez

Make a Comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Liked it here?
Why not try sites on the blogroll...

A %d blogueros les gusta esto: